Una impresionante cantidad de personas se reunieron para llevar a cabo la “Marcha Federal”. Este evento, que logró llenar la Plaza de Mayo frente a la Casa Rosada, comenzó el 10 de mayo en varios estados y tiene la finalidad de pedir empleos y ayudas sociales que permitan solventar los problemas económicos por los que pasa el país.

La manifestación fue convocada por las organizaciones sociales y políticas, y logró movilizar a miles de personas. Los líderes que hicieron la convocatoria ofrecieron discursos frente al edificio presidencial para manifestar el general desacuerdo sobre el pago de la deuda del gobierno con el Fondo Monetario Internacional y sus políticas de cumplimiento.

Esta movilización social no promete ser la única, por el contrario, los grupos manifestantes están organizando protestas para exigir ayuda social. Todo esto ha sido alimentado por el aumento de la inflación, del cual te hablaremos a continuación.

La creciente inflación alimenta el conflicto social reciente

Los grupos que organizan las manifestaciones son denominados «piqueteros” y buscan enfrentar al Gobierno de Alberto Fernández exigiendo “trabajo y salario”.

Estas exigencias han sido fortalecidas con la reciente difusión del nuevo índice de inflación y a pesar de los distintos programas que la ANSES pone a disposición de los argentinos, la economía no ha permitido que la población pueda satisfacer sus necesidades vitales.

Uno de los programas que la ANSES ofrece es la Asignación Familiar por Embarazo. Todos los interesados deben cumplir con una serie de requisitos para pedir la licencia y asignación por maternidad de la ANSES.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Censos de la República, el Índice de precios al consumidor (IPC) del pasado mes de abril aumentó un 6%, llegando a 58% la cifra interanual. Este reporte indica la peor acumulación desde la crisis de 1992.

Este valor afecta de forma importante a toda la comunidad pobre y vulnerable, ya que tiene un efecto directo sobre la adquisición de alimentos. Durante el mes de marzo la inflación registrada de los alimentos aumentó un 7,2% y el pasado mes se reportó que subieron 5,9%.

¿Qué exigen los argentinos?

Parte de los discursos pronunciados en las recientes manifestaciones reclaman oportunidades de trabajo con salarios dignos. Además, se resaltó que los trabajadores rurales, reciben ingresos que están por debajo de la canasta familiar.

Como parte de las denuncias se indica que el incremento del salarial programado es del 47%, pero la inflación se predice que rondará el 60%, lo que prevé un problema para el sector.

Otra afirmación presente en la manifestación es que “con hambre no se puede estudiar”. Se reporta que los casos de niños que asisten a clases con hambre están en aumento y muchos esperan los alimentos que allí se reparten para poder alimentarse durante el día.

Otras personas no pueden costear los útiles escolares y la vestimenta de los hijos y hay niños llevando calzado y ropa de talla inadecuada. Con todo esto se registra que el 37% de la población del país es pobre, pero esta cifra está en ascenso.

Según el déficit fiscal crónico que se padece, Argentina no tiene alternativas y lo único que le queda al Presidente Alberto Fernández es reducir el déficit, que es la estrategia acordada con el Fondo Monetario Internacional. Se espera que Argentina baje su rojo de 3% a 0,9% del PIB para 2025, lo cuál tendrá como consecuencia menos ayuda social.

Hay que resaltar que Alberto Fernández, prefiere la prudencia fiscal que ha sostenido la economía después de la pandemia. El presidente ha afirmado que la economía va creciendo, pero se registran problemas para corregir la distribución del ingreso.

De forma similar se han identificado algunas causas de la crisis actual y los distintos grupos proponen soluciones para aminorar las consecuencias negativas en la economía del país, sin embargo, esto es un tema que amerita horas de discusión.

Artículo anteriorRequisitos para pedir la licencia y asignación por maternidad de la ANSES
Artículo siguiente¿Eres desempleado? Así puedes recibir hasta $21.083 de la ANSES